Cancer de Piel

Exposición solar

El cáncer de piel es la forma de cáncer más común en  España. Los dos tipos más comunes son el cáncer de piel de células basales y el cáncer de piel de células escamosas. Por lo general el cancer de piel aparece en áreas expuestas al sol, en la cabeza, la cara, el cuello, las manos y los brazos. Otro tipo de cáncer de piel, el melanoma, es más peligroso pero menos común.

Cualquier persona puede desarrollar cáncer de piel, pero es más común entre quienes:

  • Pasan mucho tiempo bajo el sol o sufrieron quemaduras por el sol
  • Tienen piel, cabello y ojos claros
  • Tienen un familiar con cáncer de piel
  • Tienen más de 50 años de edad

Es conveniente que un médico revise cualquier indicio sospechoso en la piel y cualquier cambio en el aspecto de su piel. El tratamiento tiene más probabilidades de surtir mejor efecto cuando el cáncer se detecta con anticipación. Cuando no se tratan, ciertos tipos de cáncer de piel pueden diseminarse a otros tejidos y órganos.

Los tratamientos incluyen cirugía, radioterapia, quimioterapia, terapia fotodinámica y terapia biológica. La terapia fotodinámica utiliza un medicamento y un tipo de luz láser para eliminar las células cancerosas. La terapia biológica aumenta la propia capacidad del cuerpo para combatir el cáncer.

Autoexamen de piel

Hacerse un autoexamen de la piel consiste en revisar dicha piel en busca de masas o cambios cutáneos inusuales. Un autoexamen de la piel ayuda a encontrar muchos problemas cutáneos a tiempo. Detectar a tiempo el cáncer de piel puede brindarle una mejor oportunidad de curarse.

Cómo realizarse un autoexamen de piel

Revisarse regularmente la piel puede ayudarle a notar cualquier cambio inusual. Estos consejos pueden ser útiles:

  • El momento más fácil para hacer el examen puede ser después de bañarse o ducharse.
  • Si usted es una mujer y se realiza autoexámenes de mama regulares, este también es un buen momento para revisarse la piel.
  • Si es posible, utilice un espejo de cuerpo entero en una habitación con luces brillantes para que pueda verse todo su cuerpo.

Busque varias cosas al hacerse un autoexamen de la piel.

Marcas cutáneas nuevas:

  • Protuberancias
  • Lunares
  • Manchas
  • Cambios de color

Lunares que han cambiado de:

  • Tamaño
  • Textura
  • Color
  • Forma

Lunares con:

  • Bordes irregulares
  • Diferencias de color
  • Falta de lados iguales (se ven diferentes de un lado a otro)

También hay que buscar:

  • Lunares o llagas que continúan sangrando o no sanan
  • Cualquier lunar o masa que parece muy diferente de otras protuberancias de la piel a su alrededor

Para hacerse un autoexamen de la piel:

  • Observe bien todo su cuerpo, al frente y atrás, en el espejo.
  • Revise debajo de sus brazos y a ambos lados de cada brazo. Asegúrese de observar la parte posterior de los brazos, que pueden ser difíciles de ver.
  • Doble los brazos en el codo y observe ambos lados de su antebrazo.
  • Observe las palmas y el dorso de las manos.
  • Observe la parte frontal y posterior de ambas piernas.
  • Observe las nalgas y entre ellas.
  • Examine su área genital.
  • Observe su cara, cuello, parte posterior de su cuello y el cuero cabelludo. Use un espejo de mano y un espejo de cuerpo entero, junto con un peine, para ver las áreas de su cuero cabelludo.
  • Observe sus pies, incluso las plantas y los espacios entre los dedos.
  • Pídale a una persona de confianza que le ayude a examinar las zonas difíciles de ver.

Cuándo llamar al médico

Solicite una consulta medica si:

  • Tiene cualquier tipo de llagas o manchas nuevas o inusuales en la piel.
  • Un lunar o una llaga en la piel cambia en forma, tamaño, color o textura.
  • Tiene una llaga que no sana.

Pasos a tomar para protegerse del sol

Mientras que se puede disfrutar de cierta exposición a la luz solar, una exposición excesiva puede ser peligrosa. La sobreexposición a la radiación ultravioleta (UV) del sol puede resultar en una quemadura solar dolorosa. También puede llevar a muchos otros problemas serios de salud como el cáncer de piel, el envejecimiento prematuro de la piel, las cataratas y otros daños a los ojos y a la supresión del sistema inmunológico. Los niños se encuentran particularmente en riesgo.

La mayoría de la gente no es consciente de que el cáncer de piel, aunque es prevenible en gran manera, todavía es la forma más común de cáncer en España. Al seguir algunos pasos sencillos,  puedes seguir disfrutando de tu tiempo bajo el sol mientras te proteges de la sobreexposición. La detección temprana del melanoma puede salvar tu vida. Un lunar nuevo o cambiante debería ser evaluado por un dermatólogo.

Medidas para la protección solar

No te queme con el sol: Las quemaduras solares aumenta significativamente el riesgo de desarrollar cáncer de piel, especialmente en los niños.

Evita broncearse al sol o en camas de bronceado: La luz UV de las camas de bronceado y del sol causa arrugas y cáncer de piel.

Aplícate generosamente la crema protectora solar: Aplícate con generosidad  bloqueador solar en toda la piel expuesta unos 15 minutos antes de salir al aire libre. La crema protectora debe tener un Factor de Protección Solar (S de por lo menos 30 y proporcionar protección de amplio espectro tanto de los rayos ultravioleta A (UVA) como de los ultravioleta B (UVB). Vuelva a aplicartela cada dos horas, incluso en días nublados y después de nadar o sudar.

Usa ropa protectora: Use vestimenta protectora, como una camisa de manga larga, pantalones, un sombrero de ala ancha y anteojos de sol, cuando sea posible.

Busca la sombra: Busque la sombra cuando sea posible y recuerde que los rayos UV del sol son más intensos entre las 10 a.m. y las 4 p.m.

Se cuidadoso cuando estés cerca del agua, la nieve y la arena: El agua, la nieve y la arena reflejan los rayos dañinos del sol, los cuales pueden aumentar su probabilidad de quemaduras de sol.

Consulta el índice UV: El Índice UV ofrece información importante para ayudarle a planificar tus actividades al aire libre y así evitar la exposición excesiva al sol. El pronóstico del Índice UV se emite diariamente por el Servicio Meteorológico.

Obten la vitamina D de forma segura: Obten la vitamina D de forma segura mediante una dieta que incluya suplementos vitamínicos y alimentos fortificados con vitamina D. No hay que buscarla del sol.

Consideraciones especiales para los niños

Es importante proteger a los niños y los adultos jóvenes de la sobreexposición a la radiación UV. Para los bebés menores de 6 meses, la Academia Americana de Pediatría recomienda evitar la exposición al sol, y vestir a los niños con pantalones largos ligeros, camisas de manga larga y sombreros de ala ancha.Los padres también pueden aplicar bloqueador solar  sobre áreas pequeñas como en la cara y  el dorso de las manos, si no hay ropa protectora ni sombra disponible.

 

Si notas cualquier cambio en alguna lesión cutánea de la región facial o el cuello, no dudes en ponerte en contacto con nosotros, en el Instituto Maxilofacial en Badajoz somos especialistas en el tratamiento de las lesiones cutáneas.

 

Valora el Artículo Cancer de Piel

5 / 5 (1 votos)

Por IMAXILOFACIAL