Aumento de pecho o Mamoplastia de aumento

El aumento de pecho o mamoplastia de aumento, es un tratamiento encaminado a aumentar el tamaño y mejorar la forma del pecho de la mujer. Aumentamos el tamaño del pecho, en una o varias tallas, con la introducción de una prótesis mamaria. El aumento de pecho en Badajoz es la elección de muchas mujeres que quieren sentirse mas seguras y satisfechas consigo mismas. Para muchas mujeres, el tamaño de las mamas es algo importante para sentirse atractivas y seguras. El ejercicio físico ayuda a ponerse en forma y adelgazar, pero si no tienes los pechos que deseas, la cirugía puede ser la mejor opción.

 

Aumento de pecho con prótesis mamaria

¿Quién es el candidato ideal para someterse a un aumento de pecho?

En general no existe una candidata ideal para el aumento de mama o pechos. Podemos decir que las candidatas ideales serían aquellas mujeres que desean aumentar el tamaño de sus pechos para mejorar su imagen corporal y sentirse más segura de sí misma. La cirugía esta especialmente indicada cuando existe una desproporción entre ambos pechos, o cuando se haya producido una caída del pecho, a raíz de una pérdida de peso considerable o tras el periodo de la lactancia materna.

Antes de la cirugía, primera consulta de aumento de pecho.

Durante la primera consulta con tu cirujano plástico, realizaremos la historia clínica con tus antecedentes personales, como si eres fumadora o tomas alguna medicación o vitaminas. Realizaremos la exploración clínica, evaluando el tamaño y la forma de tus pechos, la firmeza de la piel y el estado general de salud. Es fundamental en esta primera visita realizar registros fotográficos de la situación actual para una planificación correcta de la cirugía de aumento de mama.

Te expondremos las distintas técnicas quirúrgicas existentes, se discutirá la forma y el tamaño que te gustaría tener.  Así como las opciones o la combinación de procedimientos que sean mejor para tu caso concreto. Te mostraremos las técnicas alternativas disponibles para lograr el objetivo deseado, con los riesgos y limitaciones de cada una de ellas. También  te explicaremos cuál es el tipo de anestesia que se empleará en tu caso, como de la necesidad o no de ingresar en la clínica donde se realizara la cirugía.

Esta primera consulta es esencial para exponer tus dudas, y expectativas de tratamiento.  Podremos conocer si estas expectativas son o no reales, para que no existan sorpresas o decepciones con los resultados del aumento de mama. También te daremos  instrucciones acerca de cómo prepararte para la cirugía, incluyendo normas sobre la toma de alimentos y líquidos,  supresión de medicamentos que pueden interferir con la coagulación, vitaminas y suplementos de hierro y abandono de hábito tabáquico. Asegúrate también de que algún acompañante pueda llevarte a casa cuando se te dé el alta. En caso necesario, puedan ayudarte durante los primeros días postoperatorios. También te informaremos del tipo de sujetador que será necesario utilizar después de la intervención, para que lo tengas todo de forma previa.

¿Cómo elijo mis implantes mamarios?

La mejor manera de seleccionar los implantes mamarios que se utilizarán durante tu procedimiento de aumento de mamas es durante tu primera consulta con tu cirujano plástico. Deberás considerar tu tipo de cuerpo, objetivos e inquietudes para determinar qué tamaño de implante, relleno (solución salina o silicona), cubierta (lisa o texturizada) y forma (redonda o anatómica) serán mejor para ti. También te proporcionamos algunos datos útiles sobre las opciones de implantes mamarios.

Técnica quirúrgica y anestesia en el aumento de pecho.

El aumento mamario es una intervención relativamente corta, su duración oscila entre una y dos horas según el caso y normalmente la realizamos bajo anestesia general. Así, la cirugía la realizamos de forma segura y sin molestias para ti.

A través de una pequeña incisión en la piel introducimos la prótesis. La incisión se puede situar alrededor de la areola, en el surco bajo el pecho o en la axila, dependiendo de la anatomía de la paciente. En estas localizaciones, la cicatriz resultante es prácticamente imperceptible. A través de esta incisión creamos un espacio amplio donde se colocará la prótesis mamaria, bien directamente debajo del tejido mamario o debajo del músculo pectoral mayor.

Después de la cirugía.

Tras la mamoplastia de aumento, es normal encontrarse algo cansada y dolorida durante algunos días. Pero podrá volver a su rutina habitual alrededor de la semana. La mayoría de las molestias se controlan bien con la medicación prescrita postoperatoria aunque puedes notar molestias puntuales durante un par de semanas, sobre todo en algunos movimientos de los brazo. También es normal tener una sensación de ardor en los pezones durante las dos primeras semanas.

Los puntos se suelen retirar entre 7- 10 días.  El edema no cede completamente hasta las 3 ó 6 semanas, siendo conveniente realizar algunos ejercicios de fisioterapia que te recomendaremos para que puedas hacerlos en tu domicilio y  acelerar la recuperación postoperatoria. De esta manera mejorara el retorno venoso, y la inflamación cederá antes. Es necesario que evites levantar objetos de peso por encima de la cabeza durante 2 a 3 semanas, así evitaremos desplazamiento no deseados de la prótesis.

La cicatrización es un proceso dinámico, que va evolucionando en el tiempo. Al principio, la cicatriz presenta un aspecto rosado y de aspecto inflamatorio, pero conforme pase el tiempo el aspecto de esta mejorara de forma continua. Hasta al cabo de 9- 12 meses, no podemos dar por concluido el proceso de la cicatrización. Tendremos que evitar exponerla al sol durante este tiempo, porque se pueden pigmentar.

Los controles de la mama con ecografía y mamografía apropiados para cada mujer según su edad deberán seguir realizándose de forma periódica. Debes advertirle al radiólogo de la existencia de la prótesis de forma previa a la prueba, para ayudarle en su  interpretación de la prueba. La prótesis mamaria no interferirá con la lactancia materna si deseas realizarla en el futuro.

¿Cuál son los riesgos de la cirugía de aumento de pecho?

La cirugía de aumento mamario es una técnica segura, siempre y cuando sea realizada por un cirujano plástico cualificado y con experiencia en el campo del aumento de mama. Sin embargo, como en cualquier operación siempre pueden existir complicaciones y riesgos asociados al tratamiento.  En el aumento mamario se puede producir mayor intensidad en el grado de fibrosis alrededor de la prótesis. Esta fibrosis da lugar a una capsula para aislar a la prótesis. Si el proceso de inflamación y fibrosis es muy intenso puede originar  que la mama se vuelva más dura a la palpación. Otra complicación, que puede aparecer en el postoperatorio inmediato de la cirugía, es la formación de hematomas. Es rara esta complicación si sigues todas las recomendaciones como el evitar los ejercicios intenso con los miembros superiores. Es extremadamente rara una infección alrededor de la prótesis. Algunas mujeres notan los pezones más o menos sensibles, e incluso, se puede perder de forma parcial la sensibilidad cutánea. Estos cambios suelen ser temporales y la recuperación de la sensibilidad cutánea es la norma.

Las revisiones periódicas y  a largo plazo por su cirujano plástico tras el tratamiento de aumento mamario serán necesarias.  Las revisiones con ecografía a largo plazo permitirán que, si hubiese alguna complicación, sea detectada a tiempo y solucionada debidamente.

¿Son las prótesis mamarias para toda la vida?

Es muy infrecuente que las prótesis puedan romperse de forma precoz.  El riesgo de rotura aumenta con los años por el desgaste que pueda sufrir el implante o las prótesis. En caso de rotura, cuando la prótesis está rellena de suero, el líquido se reabsorbe rápidamente sin producir ningún daño. Si está rellena de silicona lo normal en caso de rotura es que no haya ningún cambio, aunque en ocasiones se puede producir un aumento de tamaño o molestias en la mama en la que se ha producido la rotura. El diagnóstico definitivo se hará por una ecografía. No se puede dejar una prótesis implantada si tenemos sospecha de rotura de la misma.

En el postoperatorio inmediato existe la posibilidad de que se reduzca la sensibilidad del pezón. Generalmente se recupera con el tiempo. Además, al elegir un cirujano con experiencia, se asegura que no aparezcan complicaciones a largo plazo y poder dar la lactancia materna después del aumento de mamas.

No existe ningún estudio científico en la actualidad que asocien las prótesis mamarias con el cáncer de mama o las enfermedades del tejido conectivo.

Resultados de aumento de pecho.

La decisión de someterse a un aumento de pecho es algo muy personal que no todo el mundo tiene por qué entender o compartir. Si tu deseo es aumentar el pecho para mejorar su imagen corporal y encontrarse más segura consigo misma, la mamoplastia de aumento sería el tratamiento ideal.  Si tus expectativas del tratamiento son realistas,  los resultados tras un aumento mamario serán muy satisfactorios para ti.

Solicita cita en nuestra clínica de Cirugía Plástica en Badajoz para valoración por nuestro Cirujano Plástico, conseguirás el tamaño de pecho que siempre has querido.